La opulencia fusionada a la historia

La opulencia fusionada a la historia

La opulencia fusionada a la historia

Praga es elogiada como la “Ciudad de las Espirales” y se la conoce la hospitalidad local. En una capital europea que tiene un legado de cultura y tradición, Le Palais Prague brilla dentro del mundo de la hotelería llamando la atención de los entendidos del ref inamiento.

Le Palais Prague

Praga es sin duda una de las ciudades más bellas de Europa en cualquier temporada del año. Una joya que pertenece al patrimonio mundial de la UNESCO y que ha sido muchas veces elogiada como la “Ciudad de las Espirales”. La capital checa se ha convertido en el ejemplo de supervivencia tras el comunismo y derrocha encanto por sus cuatro costados. Hasta el más cínico no puede evitar adular esta ciudad donde simplemente el pasear por ella es todo un placer: un agradable paseo en barco bajo el Puente Carlos en una templada noche de verano, o caminar sobre la nieve en la Plaza de Mala Strana y disfrutar de una copa de vino caliente en el Mercado de Navidad.

 

 

 

Acorde a un destino elegante, el hotel Le Palais Prague –miembro de The Leading Small Hotels of the World– es uno de los mejores ejemplos de arquitectura Belle Époque en la ciudad. Construido como una lujosa casa privada en 1897, el hotel está ubicado en una exclusiva zona residencial, a cinco minutos en auto de la famosa Wenceslas Square.

Inaugurado en 2002, el hotel es reconocido en la actualidad como insignia de hospitalidad local. Los interiores presentan una simbiosis perfecta de elegancia histórica, modernas comodidades y atención al detalle. Las lujosas habitaciones y suites con diseño individual son una magnífica combinación de diseño, colores cálidos y moderna tecnología. Tanto es así que algunas cuentan con techos con frescos originales, balcón o chimenea.

Gastronomía y bienestar

El joven y dinámico chef Radek Subrt está a cargo del restaurante Le Papillon donde sirve moderna cocina de estación, basada en ingredientes frescos de primera calidad de todo el mundo. El jardín de verano de Le Papillon, ubicado junto al hotel, ofrece un exclusivo y tranquilo ambiente con una hermosa vista. La clásica biblioteca de madera con su atractiva chimenea y el elegante bar del lobby estilo inglés con cómodos sillones de cuero se encuentran a disposición de los huéspedes las 24 horas del día.

 

 

 

El recientemente abierto PURE SPA, con cinco salas de tratamiento y los mejores productos, ofrece una cama Hamman, paquete suave y exclusivos tratamientos como el de Frutas y especias, entre otros. El Club de salud cuenta con un gimnasio, sauna, vapor, duchas aromáticas en un ambiente lujoso y contemporáneo.

Con sólo 72 habitaciones, este es un verdadero hotel estilo boutique que ofrece las más bellas suites. Tanto la capital checa como Palais Prague nunca decepcionan.

Vinicius • Edición 14 (2010)

RELATED ARTICLES

Aviones: Honda Jet, innovación y eficiencia

Leave a Reply